Más preguntas que respuestas sobre el Estado Islámico (EI)

EIslamicstateBandera

Víctor S. Pozas, (Galde 08, otoño 2014). Siguen acumulándose los interrogantes sobre el Estado Islámico (EI), la organización islamista radicalsunita que en menos de un año ha hecho saltar por los aires literalmente algunas de las las fronteras impuestas por el Reino Unido y Francia en Oriente Medio después de la 1ª Guerra Mundial, ha puesto en jaque tanto a los gobiernos de la zona, al de Irak especialmente, como a los gobiernos occidentales liderados por Estados Unidos, ha ocupado militarmente una vasta región de Irak y Siria, se ha apoderado de tres de las mayores ciudades irakíes, -Mosul, Fallujah y Tikrit- y se ha constituido como un Estado, como un nuevo Califato, con capital incluida, en la ciudad de Racca en Siria.

¿De dónde ha salido esta organización, cuyas actuaciones incluso Al Qaeda las ha tildado de contrarias a los intereses musulmanes por su radicalidad extrema, hasta el punto de haberse roto la vinculación que había entre ambos grupos desde 2004? 1. ¿Tiene el Estado Islámico el apoyo de algún gobierno del área? ¿Cómo se financia su ejército, cuyo número de combatientes oscila entre 31.000 – cifras de la CIA- o 200.000 – cifras de la resistencia kurda? 2 ¿Hay una estrategia definida por parte del gobierno de EEUU para hacer frente al EI, que ha derrotado de forma humillante en Irak al ejército entrenado y armado por el propio EEUU? ¿Por qué el EI tiene un atractivo tan fuerte sobre miles de jóvenes musulmanes de todo el mundo y también del mundo occidental? ¿Por qué el EI muestra a través de internet -despiadadamente y con orgullo- sus actuaciones más violentas y crueles, fusilamientos masivos, ejecuciones indiscriminadas, degollamientos…? Estas son algunas de las preguntas a las que me acercaré, sin pretender encontrar respuestas acabadas. Difícilmente se pueden dar respuestas acabadas, cuando el propio presidente Obama reconocía sin ambages el pasado 28 de agosto que “aún no tenemos una estrategia” para hacer frente al EI 3.

EstadoIslamico

La mayoría de los congresistas del Partido Republicano, algunos líderes del Partido Demócrata, ex altos funcionarios del propio gobierno Obama y un nutrido grupo de periodistas y comentaristas reconocidos acusan al presidente Obama de ser responsable tanto de la existencia como de los éxitos del EI, por haber retirado demasiado pronto las tropas de Irak y por no haber armado a los grupos rebeldes “moderados” en Siria.

Se olvidan estos sectores de algunos hechos perfectamente comprobables. El Estado Islámico surge en Irak en 2004, como una de las respuestas insurgentes a la invasión norteamericana en las áreas sunitas. Sin la ocupación de Irak por Estados Unidos, el EI realmente no existiría. Las cárceles norteamericanas en Irak – solamente por una de ellas, Camp Bucca, pasaron más de 100.000 prisioneros entre 2003 y 2009 4– fueron el espacio de donde surgieron los principales dirigentes actuales del EI. Así lo reconoce Abu Ahmed, miembro destacado del EI, al periódico británico The Guardian: “Si no hubiera habido cárceles estadounidenses en Irak, no existiría ahora el Estado Islámico. Bucca fue nuestra fábrica. Nos hizo a todos… Forjó nuestra ideología… Era el perfecto ambiente… Todos nos pusimos de acuerdo en juntarnos, cuando saliéramos libres… En 2009 miles de nosotros volvimos a hacer lo que antes habíamos hecho, pero esta vez lo hemos hecho mucho mejor5.

The Guardian recoge una estimación del actual gobierno iraquí, según la cual 17 de los 25 líderes más importantes del EI estuvieron detenidos en las cárceles del ejército de EEUU. Y en la cárcel de Camp Bucca se fraguó el comienzo de la alianza entre los dirigentes del grupo originario AQI, (entre ellos su actual líder Al Bagdadi) y destacados ex oficiales del ejército desmantelado de Saddam Hussein, algunos de los cuales se encuentran hoy en la dirección del EI 6.

EEEEisis-blog-isis-territory-blog480

La guerra de Siria

La revuelta de Siria contra el régimen de Al Assad ha sido la oportunidad para que el EI borrara la frontera entre Irak y Siria y extendiera sus operaciones contra el régimen sirio, aprovechando la presencia de población sunita a ambos lados de la frontera y el hecho de que la guerra civil siria se ha convertido en un enfrentamiento entre el gobierno, vinculado a la confesión alauita/chiita del islam, y los grupos rebeldes mayoritariamente sunitas. El Estado Islámico ha terminado imponiendo su hegemonía sobre estos grupos tras durísimos enfrentamientos armados y controla en la actualidad todo el este de Siria.

Su mejor organización y la experiencia militar adquirida en Irak, su radicalidad extrema en la concepción y práctica del Islam, sus actuaciones implacables y despiadadas contra sus adversarios, especialmente contra los chiitas, un fuerte apoyo militar y financiero por parte de algunos gobiernos sunitas del área, como Arabia Saudí, Emiratos Árabes y Turquía -que mantienen una estrategia global de disputa de la hegemonia en Oriente Medio con los gobiernos chiitas de Iran, Irak y Siria- son algunos de los factores que pueden en parte explicar el éxito del EI.

Son los propios dirigentes norteamericanos quienes destacan las capacidades del EI y el apoyo internacional que esta organización ha recibido. Chuck Hagel, secretario de Defensa de Obama hasta noviembre de 2014, reconocía lo siguiente pocos días antes de ser cesado: “He hablado de amenazas asimétricas. Me refiero a la sofisticación de ISIL (Estado Islámico). Nunca habíamos encontrado una organización tan bien estructurada, entrenada y financiada como ISIL, con un planteamiento tan estratégico, una organización tan brutal y despiadada…La sofisticación de su programa de medios sociales es algo que no habíamos visto hasta ahora. Mezclas todo eso y nos encontramos con una amenaza increíblemente poderosa” 7.

Más rotundas aún son las palabras de vicepresidente de EEUU, Joe Biden, al explicar con suma tranquilidad en una conferencia en la Universidad de Harvard, a principios del pasado octubre, el origen de las finanzas y del poder militar de los grupos islamistas que combaten al régimen sirio de Al Assad (y entre ellos el más poderoso con diferencia es el Estado Islámico).

Nuestros aliados en la región han sido nuestro mayor problema en Siria”, señalaba Biden: ”Los turcos han sido grandes amigos, y yo he tenido una gran relación con el presidente Erdogan… con los Saudíes, con los Emiratos, etc… ¿Y qué han estado haciendo? Estaban tan decididos a derribar (al presidente siro) Assad… esencialmente tienen una guerra de los sunitas contra los chiitas… ¿Y qué han hecho? Han entregado cientos de millones de dólares y decenas de miles de toneladas de armas a todos los que luchaban contra Assad, sin tener en cuenta que la gente a la que se entregaban (el dinero y las armas) eran al-Nusra y Al Qaeda y los elementos extremistas de los yijadistas que llegaban de otras partes del mundo… El presidente Erdogan me dijo: Tienes razón, hemos permitido pasar a mucha gente por nuestro territorio. Ahora estamos intentando bloquear la frontera.” 8.

Eiraq-isisULT

Progresiva definición de la estrategia

A pesar de la afirmación de Obama de no tener definida la estrategia contra el EI a finales de agosto, el gobierno de EEUU ha establecido dos líneas de actuación en el conflicto actual. Por un lado ha enviado a cerca de 3000 soldados para asesorar a las tropas iraquíes en su esperado contraataque contra el EI y por otro aviones estadunidenses bombardean algunas posiciones del EI desde junio. A estas operaciones aéreas se han sumado Gran Bretaña, Francia, Italia, Dinamarca, Bélgica, Holanda, Canadá y Australia.

Irán, especialmente interesado en detener los avances del EI, también está colaborando con el gobierno de Irak de forma independiente, con el envío de asesores militares y con el bombardeo de posiciones del EI en Irak.

Este alarde de bombardeos no ha impedido que sigan planteándose preguntas y críticas sobre su eficacia y sobre la falta de resolución en áreas concretas. ¿Por qué una coalición “tan poderosa” tardó varias semanas en acudir en ayuda de la resistencia kurda, sitiada en la ciudad siria de Kobani, fronteriza con Turquía? ¿Por qué no ha sido capaz de romper el cerco? ¿Y por qué no es capaz de detener el contrabando de petróleo que el EI realiza a través de la frontera turca 9, y del que obtiene entre uno y tres millones de euros diariamente?

¿Falta de capacidad o falta de voluntad? En el caso de Kobani, el secretario de Estado Kerry anticipó una respuesta sugerente: “Konani no define la estrategia de la coalición respecto al EI10.

¿La presencia de miles de jóvenes combatientes extranjeros : éxito del EI o fracaso de los gobiernos occidentales?

Los bombardeos sobre posiciones del EI han incrementado la afluencia de jóvenes de todo el mundo para combatir en las filas del EI. Las cifras bailan entre 15.000 y 20.000 combatientes procedentes de 80 países 11, y una parte considerable llega de países occidentales como Gran Bretaña, Francia, Holanda, Alemania, Bélgica, España y EEUU.

¿Este hecho es el resultado de la extraordinaria capacidad profesional del EI en el uso de internet y específicamente de las redes sociales 12, como Twitter, Facebook y Youtube, para difundir sus mensajes de violencia extrema (ejecuciones serializadas ante las cámaras, demostraciones de fuerza) con los objetivos evidentes de provocar la intervención de Occidente y al mismo tiempo atraer a miles de jóvenes a sus filas? De acuerdo al informe citado de Naciones Unidas este último objetivo ha sido ampliamente alcanzado 13.

Por su parte y de momento la coalición militar liderada por Estados Unidos solo ha proporcionado una respuesta militar, incluso incoherente con sus propios objetivos de hacer frente a la amenaza del Estado Islámico.

¿No habrá llegado, pues, el momento tanto de plantearse una respuesta más globalizadora, como de revisar si las anteriores intervenciones militares en esa región en 1991, en 2001, y especialmente la ocupación de Irak en 2003 han sido el origen del desastre y el caos actual? ¿O tal vez esa reflexión ya se ha hecho, y es el caos el objetivo buscado? La realidad actual de Libia, Siria, Irak y Afganistán apuntan en esa dirección…

Categorized | Internacional

“LIKE”. Eduardo Nave
www.eduardonave.com
“LIKE”. Eduardo Nave
www.eduardonave.com
Alfredo Sabat, Argentina
Bonill, Ecuador
Eugenia Nobati, Argentina
Irene Singer, Argentina
Txema García
Txema García
Txema García
Txema García
Txema García
Sebastião Salgado
Sebastião Salgado
Sebastião Salgado
Sebastião Salgado
"El instante decisivo" Iñaki Andrés
"El instante decisivo" Iñaki Andrés
"Homenage a Marcel Proust" Marisa Gutierrez Cabriada
"Homenaje a Federico García Lorca" Marisa Gutierrez Cabriada
"Mujeres del Karakorum", Mikel Alonso
"Mujeres del Karakorum", Mikel Alonso
“JAZZ for TWO”, José Horna
“JAZZ for TWO”, José Horna
"El origen del mundo" José Blanco
"El mal del país" José Blanco
Fotografía de José Horna
Fotografía de José Horna
"Lemoniz", Mikel Alonso

Autores