La islamofobia se quita la máscara en Estados Unidos

TrumpAguilas

(Galde 12, otoño 2015). Víctor S. Pozas. Un fantasma que, medio emboscado, recorría Europa y Estados Unidos desde hace décadas, ha decidido salir a la luz sin complejos ni disimulos. La islamofobia, el odio a los musulmanes y al islam, conquista los titulares de los medios, los debates en las elecciones estadounidenses, las calles de algunas ciudades alemanas y  muchas urnas en las elecciones en Francia.

Donald Trump en Estados Unidos  y Marine le Pen en Francia son la punta del iceberg de esta explosión racista, los líderes políticos que están gritando a los cuatro vientos las ideas que políticos, medios, cineastas, periodistas e intelectuales han acunado, amamantado y criado a lo largo de los últimos años.

Las corrientes antimusulmanas tienen también un arraigo considerable en países, como Gran Bretaña con Ukip y su líder Farage (el partido más votado en las elecciones europeas de 2014), en Holanda con Wilders al frente del Partido para la Libertad, en Italia con la Liga Norte, en Austria con el Partido de la Libertad (segundo en las elecciones de 2013), en Grecia con Aurora Dorada, y de momento en España, entre los partidos presentes en el Parlamento,  cuentan con la figura de Garcia Albiol, presidente del PP en Cataluña, y sus campañas de “limpieza” racial no disimuladas.

A finales de 2015 Estados Unidos y Francia son los dos puntos clave donde la islamofobia  está adquiriendo un carácter de normalidad y aceptación que recuerda a la normalidad  y aceptación trágica del antisemitismo  en los años previos a la Segunda Guerra Mundial,  y que podría adquirir una dimensión aún más peligrosa en el caso de un triunfo electoral de Trump  y  Le Pen en las elecciones presidenciales de 2017. Me centraré en Estados Unidos por considar que es este país quien tiene la mayor capacidad y la mayor responsabilidad en la proyección de  las corrientes antimusulmanas en el mundo.

antitrump

Trump, la cabeza visible de una islamofobia profunda

La propuesta de Trump (7.12.2015) de prohibir la entrada la  entrada  en Estados Unidos a cualquier musulmán es la manifestación más abiertamente racista de un candidato presidencial  en tiempos de paz en el último siglo.  Y  continúa la línea de otras propuestas anteriores de Trump planteando el cierre de mezquitas, y la creación de una base de datos donde sean registrados obligatoriamente los musulmanes. La diferencia con las afirmaciones anteriores es que expresa demasiado claramente, casi pornográficamente, el pensamiento  profundo  de una parte importante de las elites estadounidenses y europeas, blancas y cristianas. Y éstas se han visto obligadas a reconvenir al provocador magnate norteamericano que desnuda las vergüenzas de casta por usar un lenguaje inadecuado y peligroso.

Las recriminaciones, sin embargo, ponen al descubierto las “pequeñas” incoherencias entre el discurso de respeto al islam y las políticas reales de los líderes que critican a Trump de labios hacia fuera. Algunos ejemplos: “Prohibir a toda una religión va en contra de los valores de Estados Unidos”, son las sabias palabras de Dick Cheney , el compasivo vicepresidente de G.W. Bush durante la ilegal guerra contra Irak  que provocó la masacre de  entre 110.000 y  un millón de iraquíes, musulmanes en su inmensa mayoría,y fue el origen de la creación del Estado Islámico 1. Hasta el momento Cheney sigue defendiendo  las bondades de la mayor acción terrorista del siglo XXI 2.

“Dividen, ayudan poco, están equivocadas” las palabras de Trump, así las ha calificado  Cameron, el primer ministro británico, orgulloso, sin duda, de su participación pacificadora y eficaz en el caos creado en Libia, tras el derrocamiento de Gadafi. Cuatro años después las banderas negras del Estado Islámico ondean también en la ribera sur del Mediterráneo.

Incluso Netanyahu,  el primer ministro israelí, ha rechazado las afirmaciones de Trump, señalando que Israel respeta todas las religiones y garantiza los derechos de todos sus ciudadanos, incluidos los musulmanes. Estos lo pudieron comprobar directamente, cuando en las elecciones de marzo de 2015 Netanyahu, a pie de urna, alertó contra “las hordas árabes” que llegaban a votar 3. Y por otro lado sólo fueron 278 las mezquitas bombardeadas por el ejército de Israel en la ofensiva contra Gaza de agosto de 2014….

Algo más de credibilidad tiene la denuncia de la candidata Hillary Clinton, para quien la posición de Trump ya no es divertida, sino peligrosa. Divertida, sin embargo, sí fue la información que la entonces Secretaria de Estado, Hillary Clinton,  recibió en directo en TV, sobre el asesinato de Gadafi, celebrándolo con el grito de alegría de “Fuimos, vimos y murió” 4. Hillary había visitado Tripoli unos pocos días antes de la muerte de Gadafi.

Mucho  más sincera suena aún la declaración del presidente Obama cuando –frente a Trump-  recuerda que “para derrotar al terrorismo, debemos incluir a las comunidades musulmanas como fuertes aliados”. Aunque quizás  al presidente se le olvida el éxito de su guerra tranquila y desconocida, librada casi exclusivamente con drones, con resultados extraordinarios en países musulmanes  como Afganistan, Pakistán, Yemen y Somalia. De acuerdo a la información proporcionada a “The Intercept”, medio estadounidense online de investigación, por un “alertador” interno del propio programa, la eficacia de los drones es tan grande  que en un periodo de cinco meses en Agfanistan  de cada 10 bajas, nueve no eran el objetivo buscado… 5. Así se entiende el número de civiles asesinados por los drones en dichos países (entre 633 y 1386 según las fuentes) 6.

Habría, pues que “agradecer”  a Trump el haber explicitado en la esfera política el discurso antimusulmán que estaba permeando la sociedad estadounidense desde hace años en otros ámbitos. Los mismos competidores republicanos  de Trump vienen repitiendo ideas similares  a lo largo de la campaña. Ted Cruz y Jeb Bush plantean recibir en EEUU sólo a refugiados cristianos. Ben Carson compara a los refugiados con “perros rabiosos rondando por el barrio” y considera que el islam es incompatible con la Constitución de EEUU. Marco Rubio propone no solo cerrar las mezquitas, sino cualquier lugar donde los radicales encuentren inspiración. Y Bobby Jindal denuncia la llegada de inmigrantes musulmanes como “invasión” y “colonización”. Incluso una candidata demócrata al Senado, Loretta Sanchez, plantea que hasta un 20% de musulmanes quieren establecer el califato y están dispuestos a usar el terrorismo para conseguirlo.

“2015: uno de los periodos más intensos contra los musulmanes en la historia de EEUU”

Estos mensajes caían sobre un terreno muy abonado en la sociedad norteamericana. Una encuesta de noviembre de 2015 recogía que el 56% de los estadounidenses considera que el Islam choca abiertamente  con los valores norteamericanos; y un 57% (entre los republicanos, 87%) plantea que a los musulmanes no se les debe permitir el acceso a la presidencia. Ocho estados han aprobado leyes que prohíben la sharia, y en la mayoría se están tramitando en estos momentos. Y ello a pesar de que los musulmanes  carecen de la  capacidad para imponer cualquier ley. Los delitos de odio contra los musulmanes se han quintuplicado desde el 11S, según el FBI. Entre 2005 y 2012 se han producido 118 conflictos relacionados con la oposición a la construcción de mezquitas 7.

islamofobialepen

La islamofobia encuentra un altavoz extraordinario en los medios. En 2013 tres cuartas partes de la cobertura mediática presentaba una imagen negativa de los musulmanes y los relacionaba con el terrorismo de forma habitual. Lo mismo hacían series como Homeland y películas tan taquilleras como  American Sniper, Argo y Zero Dark Thirty.

No es extraño, pues, que en estos momentos -y de forma acentuada después de los atentados de París y de San Bernardino (California)- las posiciones antimusulmanas se hayan destapado con una violencia no conocida hasta ahora. La CNN reconoce que 2015 ha sido uno de los periodos más intensos contra los musulmanes en la historia de EEUU 8.  Y así lo resume Jordan Denari, investigador de la universidad de Georgetown y autodefinido como católico practicante: “los musulmanes se sienten realmente inseguros. Hay mucho debate online sobre mujeres que están considerando quitarse el velo por las experiencias (negativas) que ellas u otras mujeres han tenido.Hay una gran cantidad de recursos puestos a disposición para atacar a los musulmanes después de los atentados de París. Hay casos como el de un taxista disparado después dehaberle preguntado por el Estado islámico y por su procedencia. Casos de mujeres musulmanas asaltadas en público. Muchos casos de mezquitas detrozadas… En los cinco años que llevo trabajando en este tema nunca había visto algo semejante” 9.

Glenn Greenwald, periodista galardonado con el Pulitzer por sus publicaciones sobre el control de Internet por la NSA,  destaca, entre las numerosas causas de esta situación, los 14 años de guerras contínuas de EEUU y sus aliados occidentales en países musulmanes y el pábulo continuado de un discurso antimusulmán en los medios masivos. Y aunque reconoce que dichas posiciones no están generalizadas y que hay muchas  historias de estadounidenses  que se enfrentan a las acciones antimusulmanas, alerta y plantea que  “los hechos hablan por si solos” y que hay un serio problema de terrorismo doméstico  contra los musulmanes dentro de EEUU, que está siendo ignorado por los medios y por la opinión pública 10.

Victor S. Pozas. Profesor de Dirección de Comunicación Pública y Comunicación y Conflictos en la UPV.

albiol

Categorized | Dossier, Internacional, Política

“LIKE”. Eduardo Nave
www.eduardonave.com
“LIKE”. Eduardo Nave
www.eduardonave.com
Alfredo Sabat, Argentina
Bonill, Ecuador
Eugenia Nobati, Argentina
Irene Singer, Argentina
Txema García
Txema García
Txema García
Txema García
Txema García
Sebastião Salgado
Sebastião Salgado
Sebastião Salgado
Sebastião Salgado
"El instante decisivo" Iñaki Andrés
"El instante decisivo" Iñaki Andrés
"Homenage a Marcel Proust" Marisa Gutierrez Cabriada
"Homenaje a Federico García Lorca" Marisa Gutierrez Cabriada
"Mujeres del Karakorum", Mikel Alonso
"Mujeres del Karakorum", Mikel Alonso
“JAZZ for TWO”, José Horna
“JAZZ for TWO”, José Horna
"El origen del mundo" José Blanco
"El mal del país" José Blanco
Fotografía de José Horna
Fotografía de José Horna
"Lemoniz", Mikel Alonso

Autores